sábado, 27 de febrero de 2016

Los italianos en los Andes - Parte 3: Trujillo

La llegada de los inmigrantes italianos a Trujillo marcó un antes y después en la existencia de esta dependencia, tanto en su desarrollo económico como social. 

Poblaciones del estado Trujillo fueron las encargadas de albergar y servir de nuevo hogar a la gran cantidad de inmigrantes italianos que se establecieron en esta dependencia entre los años 1850 y 1873, tales como:
  • Valera
  • Betijoque
  • La Puerta
  • Escuque 
  • Santa Ana, entre muchas otras.  
Esta zona que antes de 1840 no contaba con un solo habitante proveniente de aquellas latitudes, sin embargo con la aparición de estos recién llegados en que comienza el verdadero desarrollo de la región.
 

Apellidos comunes como:
  • Segnini
  • Mazzei
  • Paolini,  
  • Mazzarri,  
  • Burelli 
  • o Parilli 
fueron desde entonces  los que procedieron a mezclarse entre sí y con otros miembros de la creciente población local que también incluía gran cantidad de españoles, canarios e incluso alemanes, en lo que sería uno de los mestizajes más interesantes de la historia nacional, de la cual también saldría beneficiada la economía regional y el paso de un estado meramente rural a una fuerza comercial ayudada por su ubicación geográfica privilegiada.

Armando Iachini  Estatua ecuestre del Libertador en la Plaza Bolívar de Trujillo (Foto: pueblosdevenezuela.com)

La Plaza Bolívar de Trujillo, por ejemplo, una de las más admiradas de Venezuela, tiene gran historia, tradición y mucha genealogía italiana detrás de sí, como el mismo hecho de la creación de la estatua ecuestre del Libertador, obra realizada por Adamo Tadolini y fundida por Vittorio de Leda, en su taller de Viareggio; la cual es la de mayor tamaño realizada en el mundo en honor al líder nacional.

La historia de esta región está marcada por sus lazos con Italia y los hombres y mujeres que llegando a suelo nacional desde aquellas tierras, se hicieron uno con su destino y crearon no solo un hogar, sino un mejor país, y son estas las narraciones que Construcciones Yamaro como garante de la influencia positiva de la inmigración italiana en Venezuela, espera guardar para próximas generaciones.

Vista panoránica de Valera

domingo, 14 de febrero de 2016

Los italianos en los Andes - Parte 1: Táchira

La llegada de los italianos al Táchira, cambió radicalmente y para bien, el desarrollo de ese estado, su forma de vida y de producir. 

La Grita, Seboruco y Táriba fueron los primeros pueblos del estado Táchira que recibieron cantidad importantes de inmigrantes italianos, cerca del año 1900, donde recibieron el nombre de “Los Garibaldinos”, dada su simpatía con el héroe José Garibaldi; estos comenzaron a hacerse infaltables en la localidad gracias a sus habilidades para hacerse parte de la comunidad, por lo que apellidos como Paolini, Galeazzi, Melani o Pieruzzini se convirtieron en parte del día a día.

La cultura, el comercio, la gastronomía y la artesanía se vieron para siempre cambiadas por estos nuevos ciudadanos de origen adriático, hasta el punto que las costumbres que hoy se asumen tachirenses o andinas, pertenecen en gran parte a las traídas por estos a las nuevas tierras, así como los íconos de esta región, creados por ellos.

El gobernador del estado con el vice-consul italiano (Foto: tachiranews.com)

Pellizzari, Marcuzzi o Baratta entre otros se hicieron desde aquel momento apellidos tachirenses, imposibles de separar del desarrollo del estado y su crecimiento:
  • económico,  
  • poblacional 
  • y cultural
Hoy en día esta entidad es una de las que alberga mayor cantidad de negocios con aire mediterráneo, especialmente restaurantes, tanto así, que hay páginas web especializadas en clasificar los establecimientos de comida italiana en la región.

La Associazione Campana Táchira o la Associazione Civile Marchiglia dell'Occidente del Venezuela ambas con sede en San Cristóbal son otra muestra de la penetración y el arraigo de los inmigrantes italo-venezolanos, además la puesta en funcionamiento de entes como el Istituto Nazionale di Assistenza e di Patronato per L´Artigianato (Inapa) para la atención de ciudadanos de esta nacionalidad dan fe del lugar que tienen en esta sociedad.

Construcciones Yamaro se hacen garantes de la herencia y la importancia de la influencia italiana en Venezuela, de la que ellos mismos son parte, por lo tanto se comprometen a su preservación y divulgación.